miércoles, 14 de febrero de 2018

Me quedo en el mar

El contraste entre el campo y la ciudad es enorme. Mar del Sur- Ciudad de Bs As. El silencio, la paz, el aire fresco, el viento, el aroma a eucalipto, por un lado. El ruido, las bocinas, la locura urbana, la muchedumbre atropellando las calles, el humo de los caños de escape, por otro. ¿Cómo no desear quedarse allá? Imposible. Aún tengo cosas en la valija, todavía queda arena playera en el bolso, cuesta volver. Pero es así. Ya pasó. Tanta planificación y fue un flash.
Bellos días en mi hermoso Mar del Sur. Y sabemos que es hermoso porque lo amo, el amor hace ver las cosas con otros ojos. Paseos, playa, siestas, juegos, comidas ricas, encuentros, naturaleza. Silencio. Paz.









2 comentarios:

  1. Hola Verito,
    ...una belleza tu Mar del Sur,
    Tu cuerpo regresó pero me parece que tu alma seguirá por allá un tiempo más ;)
    te dejo un beso grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gra! si, a mi alma le cuesta la ciudad. No veo la hora de jubilarme e irme. No sé si a Mar del Sur. Pero a un lugar más tranquilo que Baires, seguro!
      Un abrazo!

      Eliminar